BIZCOCHO DE CHOCOLATE Y FRESAS

Pues sí, ando desaparecida en combate pero ya os lo he dicho en más ocasiones, y es que para cocinar hay que tener ganas. Si cocinas, ya sea dulce o salado, sin ganas se nota. Y, pues eso, que no es plan. Pero vamos que aquí tenéis una receta para preparar un bizcocho de chocolate y fresas riquísimo y súper fácil de hacer. Y para poneros los dientes largos os diré que la siguiente receta será una de madalenas de zanahoria y comino ¿qué os parece?

Vayamos al lío, que no me apetece enrollarme hoy.

Los ingredientes que vamos a necesitar en esta ocasión son:

  • 130 g de harina para respostería
  • 120 g de mantequilla a temperatura ambiente
  • 3 huevos grandes
  • 140 g de azúcar
  • 1 sobre de levadura
  • 150 g de fresas
  • 125 g de chocolate negro para postres
  • 75 g de chocolate blanco para postres
  • 100 g de pepitas de chocolate
  • “La danza de las libélulas” de Manuel García y Mon Laferte

_MG_2319

Lo primero que tenemos que hacer es batir la mantequilla a temperatura ambiente con los huevos. Tenemos que batir hasta que veamos que aumenta la masa. Nos llevará unos cinco minutos o así.

Lo siguiente que vamos a hacer es fundir el chocolate negro y blanco. Aquí, como siempre, ya sabéis, podéis hacerlo al baño maría o con ayuda del microondas. Yo soy más de micro. Lo voy calentando de poco en poco hasta que se derrite por completo. Cuando se haya fundido del todo lo añadíos a la masa anterior.

Incorporamos el azúcar y la levadura con la harina tamizada y vamos mezclando con movimientos envolventes para que nos quede todo bien integrado.

El siguiente paso sería añadir las pepitas de chocolate, Removemos hasta que estañen bien repartidas por la masa.

Precalentamos el horno a 180 grados.

Lavamos y cortamos las fresas en trocitos y las incorporamos a la masa.

Vertemos en el molde que vayamos a usar. Recordad untarlo de mantequilla si se os suele pegar. Ya sabéis que yo uso uno de silicona y me puedo saltar este paso.

Llevamos al horno y lo cocinamos durante unos 45 minutos. Como siempre, cada uno es el que mejor conoce su horno y a lo mejor os lleva más o menos tiempo de horneado.

Dejamos enfriar sobre una rejilla y ya lo tendríamos listo para degustar.

_MG_2371

_MG_2379

_MG_2394

Anotaciones y sugerencias:

  • podéis hacerlo sin incluir las fresas, os quedará un bizcocho de chocolate igual de rico y jugoso.
  • podéis decorar con azúcar glas por encima, poner unos trozos de fresas… ¡a vuestro gusto!

Sé que el ingrediente especial es repetido pero qué queréis que os diga. Me encanta esta canción y en cuanto he visto esta versión no he podido evitarlo. Haced el favor de escucharla mientras saboreáis un trozo de bizcocho. Orgásmico no, lo siguiente.